Perro vs. dueño: la ventanilla es mía

La relación de los canes con los autos tiene casi tantas anécdotas como dueños. Ésta es la captura de un Beagle que se apropia de una de las ventanillas del coche: posa su patas para evitar a toda costa que el vidrio cierre. Mirá

     Comentarios
     Comentarios

Comentarios