Lo más importante

Ametralladora: condena efectiva a sólo 10 días de su detención

Un hombre de 37 años, que fue apresado la última semana en barrio Belgrano con una FMK3, admitió su culpa y recibió una pena de tres años y medio en un juicio abreviado. En su celular guardaba fotos con el arma, que era automática y tiraba en ráfaga, según comprobaron los peritos
     Comentarios
     Comentarios

Tras ser detenido el pasado 8 de diciembre en barrio Belgrano con una ametralladora en su poder, un hombre de 37 años fue condenado por la Justicia rosarina en un juicio abreviado. La pena establecida es de tres años y seis meses de prisión efectiva por portación ilegal de arma de guerra. 

Roberto Fusco, ahora condenado, fue detenido por la Policía en Zuviría y Magallanes, barrio Belgrano, cuando estaba junto a un menor de 16 años y fue requisado en lo que la fuerza provincial denominó un "procedimiento de rutina". Tenía en su poder una FMK3 con cargador y 25 balas calibre 9mm.

Tras el acuerdo alcanzado por los fiscales Lucas Altare y María de los Ángeles Granato y un representante de la Defensa Pública que asistió al detenido, el juez José Luis Suárez lo homologó.

Antes, los representantes del Ministerio Público de la Acusación habían logrado, en la audiencia imputativa, que el magistrado avalara la apertura del novedoso procedimiento de juicio por flagrancia, que se interrumpió por la admisión de responsabilidad del acusado.

Desde la detención hasta la pena de prisión efectiva, que deberá cumplir en sede penitenciaria, sólo pasaron 10 días. Fusco no tenía antecedentes condenatorios, pero lo encontraron en flagrancia y, además, una pericia en su celular lo comprometió: se había sacado fotos con el arma.

En cuanto al FMK3, un modelo de Fabricaciones Militares que anteriormente utilizaban las fuerzas policiales, comprobaron que era apta para el disparo y automática; es decir, tiraba en ráfaga, por lo que su presencia en el circuito ilegal es de suma peligrosidad.

Las pericias sobre la ametrelladora van a continuar para tratar de establecer si fue utilizada en algún hecho. Lo que la Justicia no pudo revelar aún, pero es materia de investigación, es la procedencia.

Este año, en Rosario, las fuerzas policiales secuestraron ocho ametralladoras. Según un informe que publicó La Nación, las bandas las alquilan a unos 3.000 pesos por "trabajo" o las compran a precios de entre 30 mil y 40 mil pesos.

Al momento de la detención, Fusco estaba acompañado por un adolescente de 16 años, cuya situación se tramita en la Justicia de Menores.
 

Comentarios

Segui Leyendo