Lo más importante

Millonaria demanda contra Ciudad Ribera por la muerte de una joven

Los padres de Mariel Cataldo, la muchacha de 21 años que falleció en una explosión en uno de los departamentos de Luis Cándido Carballo al 100, reclamaron más de 5 millones de pesos a las empresas constructoras. Al momento del accidente, el edificio no tenía final de obra 

     Comentarios
     Comentarios

Los padres de Mariel Cataldo, la muchacha de 21 años que murió al explotar un tubo de gas en Ciudad Ribera, demandaron al complejo de departamentos, a la empresa constructora Ingeconser y a la firma de construcciones de obra Caputo S.A. Al momento del accidente, en abril de 2013, el edificio de Puerto Norte no contaba con el final de obra pero había ya varias personas viviendo allí; entre ellas un amigo de Mariel con el que estaba el día del estallido. Ingeconser, a su vez, demandó a este hombre, Walter Ventroni, un empresario de Zavalla de 35 años que también resultó lesionado ese día.

Según informaron desde el sitio web Tiempo de Justicia, los Cataldo demandaron a Ciudad Ribera, Caputo S. A. e Ingeconser por daños y perjuicios por 5 millones y medio de pesos.

El 19 de abril de 2013 su hija Mariel se quemó el 95 por ciento de su cuerpo al estallar delante suyo un tubo de gas en el departamento B del noveno piso del edificio Palco Paraná, ubicado en Luis Cándido Carballo 158.

La joven, estudiante de la tecnicatura en Alimentación y promotora de Turismo Carretera, estaba allí con un amigo –dueño del inmueble– que la auxilió tras el accidente. Él también sufrió quemaduras menores en sus piernas.

Sin embargo la gravedad de las heridas de la muchacha resultaron fatales. Después de dos días internada en el Hospital de Emergencias Clemente Álvarez (Heca), murió. Tenía 21 años.

Ahora sus padres, patrocinados por la abogada Danisa Delgado, reclaman un resarcimiento de 5 millones y medio de pesos; demanda que quedó asentada en el Juzgado en lo Civil y Comercial Nº 9, a cargo de Marcelo Bergia.

Ingeconser, por su parte, demandó por daños y perjuicios a Ventroni, dueño del departamento donde se produjo el siniestro.

Comentarios

Segui Leyendo