“Nisman hizo uso indebido de fondos públicos”

Gustavo Vera, titular de La Alameda, sostuvo que Nisman contrataba “secretarias privadas que le hacían determinados favores” y vinculó a empleadas de la fiscalía con la agencia Santos investigada por proxenetismo. Minimizó lo actuado por el fiscal en la causa Amia

     Comentarios
     Comentarios

En sintonía con el jefe de Gabinete, Aníbal Fernández, quien a su particular modo, consideró que Alberto Nisman desviaba fondos de la UFI-Amia, el legislador porteño Gustavo Vera vinculó al fallecido fiscal con el mundo prostibulario e incluso, sostuvo que al menos dos mujeres que fueron contratadas para trabajar a su lado integran una agencia de modelos investigada por proxenetismo.

En diálogo con los periodistas Roberto Caferra y Almudena Munera (Radiópolis, Radio 2), el también titular de la ONG La Alameda, se refirió primero al supuesto vínculo de la Side con la prostitución VIP en Buenos Aires: “(Jaime) Stiuso solía usar el servicio de la seudo agencia de modelo de Leandro Santos, un negocio formidable de trata, incluso Uruguay estuvo detrás de los pasos de este hombre por trata de personas. Es muy grave. No sólo se realizaban fiestas internas sino que fotografiaban y plantaban a personas para luego encarpetarlas”, explicó.

Vera señaló que Stiuso, al igual que hacía con otras personas, trabó amistad con el fiscal muerto: “Una relación de “yo te protejo, te garantizo tal o cual cosa” y se mezcla todo, sin que se den cuenta van cayendo en sus garras. Este hombre desde el 79' se dedica a extorsionar y encarpetar personas”, acusó.

Luego, aclaró: “No sé en el caso de Nisman cómo operaba (Stiuso) pero sí sé algunas mujeres de la fiscalía de Nisman trabajan para la agencia Santos”. En ese punto, se refirió a Florencia Cocucci y Yamilia De Priete: “Estoy siguiendo su caso, fue contratada por la fiscalía y está vinculada a la agencia”, advirtió.

Vera manifestó que “el fiscal dependía muchísimo de Stiuso” y ahondó al respecto: “Si se fija en la denuncia que presenta después de un año de trabajo, con 32 millones de pesos de presupuesto, lo único que concluís es que es un copie y pegue de escuchas. Me pregunto para qué tuvimos una fiscalía si sólo se produjeron escuchas, no hay medidas judiciales, ni pericias ni allanamientos. Absolutamente nada que ver con el trabajo real de una fiscalía”.

Consultado sobre el control que existe sobre el funcionamiento de la fiscalía, en cuanto a sus fondos, expresó: “Evidentemente había elementos que indican un uso indebido de fondos públicos. Aparecen secretarias privadas que hacían determinados favores al fiscal, pero ojalá esto fuera una sorpresa. Esto sucede en los ambientes legislativos provinciales y nacionales, personas que quedan con partes de sueldos es casi un clásico de la corruptela del aparato estatal argentino. En esto Nisman no sería pionero de nada”.

Cargando audio...

Gustavo Vera (Radio 2)

Comentarios