Piden expulsar a jueces que bajaron la pena al violador de un niño

La Federación Universitaria de La Plata exige que los magistrados Sal Llargués y Piombo no den más clases. Ambos camaristas basaron su polémica decisión en “las inclinaciones homosexuales de la víctima”, hoy de 10 años

     Comentarios
     Comentarios

La Federación Universitaria de La Plata (Fulp) reclamó que se expulse de esa institución a los jueces Benjamín Ramón Sal Llargués y Horacio Daniel Piombo, que dictan clases en la Facultad de Ciencias Jurídicas, al entender que luego de reducir la pena de un hombre que abusó sexualmente de un niño de 6 años porque la víctima era homosexual "no tienen nada que enseñar a los alumnos".

"Desde la Federación Universitaria de La Plata hacemos público nuestro completo rechazo y repudio al nuevo fallo de la Sala Primera del Tribunal de Casación Penal de la Provincia de Buenos Aires, emitido por los jueces Benjamín Ramón Sal Llargués, y Horacio Daniel Piombo", se enfatizó en relación a la medida adoptada por los docentes de la Facultad de Derecho y Ciencias Jurídicas de La Plata.

En ese marco, se recordó que recientemente los magistrados resolvieron reducir la pena a un hombre que abusó sexualmente de un niño de 6 años por considerar que al ser homosexual ya estaba acostumbrado a vivir y experimentar situaciones de abuso en su casa, lo cual hace que esto no sea una causa con agravante.

"El criterio sostenido en esta sentencia es violatorio de la Convención de Derechos del Niño en particular y, en términos generales, de los Pactos Internacionales de Derechos Humanos que, en nuestro país, tienen jerarquía constitucional desde 1994. Además de ser un fallo claramente con discriminación de clase y heteronormativo, estigmatizante, homofóbico y que legitima delitos aberrantes", consideraron desde la Federación.

A su vez, se recordó que estos dos mismos jueces, ya emitieron un fallo similar en 2011, donde absolvieron a Domingo Francisco Ávalos (quien abusó sexualmente de dos niñas) respecto de los delitos de corrupción de menor de edad calificado por intimidación, reduciendo la pena de 18 años a 9 años y 6 meses de prisión y argumentaron que las menores pertenecen a una clase social que acepta las relaciones sexuales a temprana edad y que, además, libremente habrían prestado su consentimiento.

"Esto demuestra además que la criminalización de la pobreza es parte de los argumentos de estos jueces para hacer fallos retrógrados e injustificables", consideraron.

A su vez, se remarcó que "lo más preocupante y alarmante de esta situación, es que estos dos jueces, hoy son docentes de la Universidad Nacional de la Plata, de la Facultad de Ciencias Jurídicas y Sociales".

"Como estudiantes de esta casa de estudios no podemos permitir que personas que toman decisiones como ésta, que expresan sin tapujos sus ideas totalmente retrógradas, reaccionarias y contrarias a los derechos de los sectores populares; que siguen legitimando delitos de abuso sexual y perpetuando la estructura patriarcal del sistema judicial, estén dando clases en nuestra Universidad. Lo rechazamos con contundencia, porque no queremos docentes como estos en una Universidad Pública. No los queremos", enfatizaron.

Este martes, la Federación Argentina de Lesbianas, Gays, Bisexuales y Transexuales (FALGBT) cuestionó al magistrado que atenuó la sentencia de un hombre que violó a un chiquito de 6 años al entender que la víctima tenía “inclinaciones homosexuales”.

Comentarios