Lo más importante

Piden urbanizar predio donde funcionaba “el búnker más famoso”

Un proyecto del PRO plantea que Nación y municipio reubiquen a las familias que viven en el espacio más relegado de Puerto Norte. Advierte sobre “vandalización y actividades irregulares” y recuerda la repercusión nacional por un puesto de drogas

     Comentarios
     Comentarios

Desde el bloque de Unión PRO Federal en el Concejo presentaron un proyecto de decreto para que se establezca un plan urbanístico en el predio de Puerto Norte donde funcionaba “el búnker más famoso”, como se denominó mediáticamente, el año pasado, a un punto de venta de drogas a pocos metros de donde la ciudad viene desarrollando todo su progreso de cara al río Paraná.

Se trata del terreno fiscal delimitado por avenida Francia, Caseros y Junín, lindante con el barrio Refinería y a pasos, también, de uno de los grandes shoppings de Rosario.

El edil Carlos Cardozo planteó que la Municipalidad de Rosario, en conjunto con la Administración de Infraestructura Ferroviaria del Ministerio del Interior y Transporte de la Nación, defina un programa establecer un plan que permita relocalizar, previo censado, a las familias allí asentadas.

“La inacción de la Nación, propietaria del terreno, y de la Municipalidad de Rosario, que debe prevenir ocupaciones irregulares en el ejido urbano de la ciudad, hizo que al día de hoy 61 familias habiten en un terreno que amerita ser parte de un plan de urbanización”, argumentó el concejal.

Detalló que en dicho espacio “se desarrollan numerosas actividades comerciales de manera irregular, tales como lavaderos de autos, depósitos de residuos domiciliarios urbanos y depósitos de chatarra, sin dejar pasar que en el transcurso del año pasado, a través del programa Periodismo para Todos, que se emite en la ciudad por Canal 3, se registró un presunto búnker de venta de drogas en ese predio”.

Cabe recordar que dicho kiosco de estupefacientes fue demolido por orden de la Justicia federal en abril de 2014, aunque posteriormente se registró la continuidad del negocio a través de la venta ambulante en la zona.

“De manera consensuada y con el acuerdo de las familias –agregó Cardozo–, tras la realización de un censo se debe proceder a la relocalización de esos grupos familiares; y una vez sucedido, acordar la transferencia de la tierra de la Nación al municipio, con un plan de urbanización”.

Sostuvo también que “dada la ubicación estratégica del predio, podría utilizarse para erigir en el lugar instituciones educativas, espacios verdes, centros de recreación y deportes y la integración de la zona al casco histórico que tiene como centro geográfico a la esquina de las calles Vera Mujica y Arenales”.

“Vandalización y actividades irregulares”

El edil del PRO enumeró también las diferentes situaciones “irregulares” que, de acuerdo a un relevamiento propio, se registran en el espacio más relegado del floreciente Puerto Norte.

Denunció que “se han registrado en los últimos meses acciones de vandalización de obra pública, como la destrucción de cordones en las avenidas que rodean al terreno para poder usar el lugar como lavaderos de automóviles; instalación de puestos de venta de alimentos y depósitos de residuos domiciliarios y chatarra, por lo que resulta imperioso determinar un destino preciso para esa tierra”.

Finalmente, enfatizó que “la Municipalidad de Rosario debe tener la determinación política necesaria para ordenar territorialmente la ciudad, lo que desafortunadamente no sucede en muchos lugares de nuestro ejido urbano, como ya hemos señalado desde nuestro bloque en terrenos ferroviarios y otros espacios públicos, con un dudoso criterio de hacer como que las cosas no suceden”.

Comentarios

Segui Leyendo