»
  INGRESAR  |  REGISTRARSE  

Estamos escuchando
Aquí y Ahora
Rosario3.com
Jueves 24 de abril de 2014
 ULTIMO MOMENTO   NOTICIAS     DEPORTES      OCIO     OPINION    COMUNIDAD    EDUCACION    SALUD   VIDEOS 
  BUSCAR
19:04 | martes, 31 de julio de 2007
   
Noticias | Ciudad y Región
¿Tirar la computadora vieja a la basura o no? Esa es la cuestión
La ciudad no tiene un plan de reciclado para artículos tecnológicos. Las opciones pasan por guardar, tirar al relleno sanitario o donar a quien necesite, ya que nadie compra para elementos reconvertirlos, como sí sucede en otras partes del mundo
El efecto sobre el planeta de la basura informática es devastador por los metales pesados (Flickr).
El efecto sobre el planeta de la basura informática es devastador por los metales pesados (Flickr). Ampliar Imágenes
El crecimiento tecnológico demuestra ser mucho más veloz que las medidas ecológicas pensadas para paliar sus efectos negativos, sobre todo cuando la innovación permanente obliga a las grandes empresas y los usuarios comunes a renovar año tras año sus máquinas, celulares y otras herramientas.

La iniciativa presentada por el concejal Jorge Boasso para aprovechar para otros usos los artefactos como celulares o partes de computadoras, elementos que la gente suele tirar cuando compra nueva tecnología, puso en evidencia la ausencia de proyectos que den solución al problema que en otros países como España llevan ya varios años de vigencia.

En Rosario no existe un plan de reciclado organizado. Cada empresa que renueva sus equipos y deja en desuso decenas de computadoras tiene en la actualidad tres opciones: “Los que tienen espacio en sus depósitos, las guardan junto con otros desechos –explica el experto en Informática Arístides Álvarez, a Rosario3.com–, otros llaman a una chatarrería para que les retiren sus máquinas viejas y por último están los que donan el material de desecho a escuelas e instituciones a las que puede serles de utilidad”.

La chatarra informática está conformada en su mayoría por monitores antiguos, CPU obsoletos que ya no se utilizan, y demás objetos que se relacionan directamente con la computadora o con alguna parte de su software o hardware.

El efecto sobre el planeta de estas basuras informáticas es devastador a causa de la gran cantidad de metales pesados que los componen –platino, cobre y mercurio, entre otros– además de las baterías contenidas en algunas de sus partes y en los equipos portátiles, pero hasta el momento la ciudad carece de un programa organizado de reciclado.

“Lo lógico sería que cada vez que uno renueva su computadora, entregue la anterior al mismo proveedor que le vende la nueva", plantea el subsecretario de Medio Ambiente municipal, César Mackler. "Pero esto muchas veces no sucede y los equipos quedan dando vueltas o son tirados como basura en los volquetes que luego terminan vertiéndolos en el relleno sanitario, con el consecuente daño ecológico”. El funcionario admite que la ciudad no cuenta con un destino fijo para la basura informática y llama a la conciencia de los usuarios para minimizar los efectos nocivos.

Con el reciclado de estos objetos inútiles y peligrosos se evita que se filtren a la tierra o podrían regresar al circuito económico, pero tampoco hay en el mercado empresas que se dediquen a recibir, reparar y reciclar el material obsoleto.

Las chatarrerías de Rosario sólo reciben computadoras o partes de ellas si forman parte de un lote de materiales que incluyan entre otras cosas metal. “El valor residual que tienen esos equipos es muy poco –argumentan desde Ferraro S.A. un comprador de maquinarias industriales y metales en desuso– y a nosotros no nos interesa adquirirlos”.

El hierro se paga en ese tipo de negocios a 20 centavos el kilo y sus dueños aseguran que nada hay en los equipos de computación que pueda ofrecerles igual o mayor rentabilidad.

Pero hay una opción bastante más útil que la de arrojar las computadoras viejas a la basura: la donación a las instituciones que las necesitan. En Rosario, la mayoría de las escuelas aún carece de suficientes recursos informáticos, o trabaja con materiales muy antiguos, y necesitan de la solidaridad de la gente. Los hogares del padre Santidrián (http://www.hoprome.org.ar) donde se desarrollan talleres de informática para los chicos, generaron un mecanismo ágil para facilitar el trámite a quienes quieran donar antes que tirar sus viejas computadoras.

“Sólo tienen que llamar a nuestros teléfonos (437-0660/435-5849436/436-0623)", explican desde la sede central de los hogares en calle Castellanos 1.264. "Desde aquí mandamos una camioneta con una orden con el correspondiente membrete de la institución, firmada y sellada para que quien dona tenga la certeza del destino que tendrán sus objetos”, plantean.

Tirar y contaminar por un lado, o donar y ayudar por otro. Las opciones por ahora son pocas, cada uno decide.
 
También te puede interesar.
La multa a Litoral Gas es “un aval a la investigación”
La fiscal Argüelles afirmó que la sanción del Enargás por la tragedia de calle Salta "se complementa" con la causa. Destacó que el ente regulador “corrobora que hubo responsabilidad” de la empresa, que podría hasta perder la concesión
Heinze y Beloso respondieron bien y jugarán con Tigre
Lo confirmó Ricardo Lunari en conferencia de prensa. Además, el DT admitió que Casco está en duda, mientras que se espera para hoy la sanción a Bernardi y Villalba
Polémico video de Dolores Fonzi comprando marihuana
La actriz grabó un capítulo para una serie llamada "Recreo". Las imágenes muestran cómo consigue el permiso y logra comprar droga en Los Ángeles. Mirá el video
Contactos   Servicios   Correo de Lectores   Mapa del Sitio   Registración   Cómo anunciar?
Copyright 2006 Rosario3 ® Todos los derechos reservados
 
diseño y desarrollo Ellecktra Imagen Global ellecktra.com