A debatir que se vienen las Paso

Tras la experiencia que protagonizaron Rodenas y Rossi en Mesa Política, otros precandidatos piden tener la posibilidad de confrontar ideas con sus adversarios 
     Comentarios
     Comentarios

Está muy bueno que haya debates de candidatos en las campañas electorales. Porque constituyen un tramo esencial en toda instancia de estas características. Expone a los interesados ante el público, cara a cara, y sin intermediarios. Se pueden confrontar ideas, polemizar y hasta cruzarse en la escena pública. Es todo un escenario muy distinto a lo habitual, pese a que algunos ya cuenten con experiencia en la exposición. Aunque esto último no es una garantía de éxito. Pero fundamentalmente, los debates movilizan a la militancia, despiertan el interés del público y exponen a los candidatos al veredicto del televidente.

Por eso, el mano de mano de dos de los precandidatos del Frente Justicialista –Alejandra Rodenas y Agustín Rossi– de anoche, en el programa Mesa Política que se emite por El Tres, sirvió de mucho. Y seguirá dando tela para cortar no sólo en dentro del espacio sino también en otras fuerzas políticas y candidatos que quieren sumarse en este tipo de escenarios.

La convocatoria a la ex jueza y al ex ministro de Defensa para debatir en el programa fue respondida afirmativamente sin mayores dilaciones ni especulaciones. Los dos sabían que les convenía una exposición de este tipo y no dudaron en sentarse en una misma mesa frente a las cámaras de televisión.

Lo de anoche fue una mesa de discusión como las que Mesa Política viene haciendo desde la aparición del ciclo, en octubre del año pasado. Se trató de una instancia de debate con dos figuras contrapuestas que respondieron preguntas en común –y también preguntas del público que llegaron a través de las redes sociales– sin ningún tipo de condicionamientos y con un tiempo acordado como para que puedan cruzarse. Es más, hasta se pautaron –con ambos jefes de campaña– tiempos aproximados de respuestas, algo que no fueron respetado por ambos. Pero el espíritu era que los precandidatos se lucieran y fueran los protagonistas del debate, y no un moderador que los interrumpiera. A todo esto, hay un máxima de la comunicación pública: no importa tanto la cantidad de tiempo sino la calidad del uso del mismo.

El impacto que generó el debate fue altísimo. Tanto en la pantalla como en las redes sociales. Y eso es otra de las cuestiones trascendentales en un evento así. Aún siguen sumándose opiniones del público a través de Twitter, Facebook y en los comentarios de este medio, entre otras formas de contacto.

En cuanto a los que se sentaron a debatir en El Tres, Rossi ratificó sus argumentos y reforzó su llegada al núcleo duro de seguidores y votantes. Y Rodenas capitalizó el hecho de que alguien enfrente por primera vez en la escena pública al ex ministro y a una figura tan cercana al kirchnerismo.

El cruce entre Rodenas y Rossi ya despertó el interés de candidatos y dirigentes de otros espacios políticos que quieren debatir con sus rivales en las internas.

Sebastián Chale dijo públicamente anoche que espera que su contrincante en la interna del Frente Progresista, Pablo Javkin, se siente a debatir. En la primaria de la categoría diputados nacionales del mismo frente, María Eugenia Schmuck también su puso a disposición para debatir con su rival Luis Contigiani.

Seguramente Roy López Molina saldrá a pedir un debate con Anita Martínez, en la interna de Cambiemos para concejales en Rosario.

Desde el momento en que se ratificaron las listas para las Paso del próximo 13 de agosto, la producción de Mesa Política se contactó con los referentes de los principales frentes electorales para que los candidatos con mayores chances puedan debatir. Hasta el momento, sólo Rodenas y Rossi aceptaron. Pero aún faltan 11 días para la veda.

Comentarios