El Mundial retrasa los preparativos de Navidad: cuánto sale comprar y adornar el arbolito

La coincidencia de Qatar 2022 con las fiestas parece dejar en pausa las compras navideñas. Qué opciones hay a la hora de gastar

     Comentarios
     Comentarios

La coincidencia del Mundial de fútbol de Qatar, que inicia el 20 de noviembre, con los dos meses de mayor dinamismo en el mercado por la espera de la Navidad y las fiestas de fin de año, implica que el consumo de los artículos vinculados a las fiestas comience más tarde respecto de otros años. Si bien son optimistas, los comerciantes advierten que la ciudadanía está abocada al evento deportivo, cuyo partido final se jugará el 18 de diciembre.

“La gente empezó a comprar al por mayor, algunos de los más comedidos. Hay muchos que están preguntando porque estamos atravesados por el Mundial y mucha gente está llevando cotillón para alentar a la selección”, explica a Ecos365 Miguel Rucco comerciante y presidente del Centro Comercial Calle San Luis en referencia a cómo impacta que la fecha de la Copa del Mundo sea por primera vez en la historia, en noviembre y diciembre.

En relación a los precios, Rucco asegura que el incremento de los artículos navideños acompañaron la inflación, es decir en torno a un 70 u 80% con respecto al año pasado. “Los arbolitos de Navidad pequeños, que mucha gente busca, valen $2.000. Hay de $5.000 con lucecitas, y si se quiere armar un árbol de 1,20 metros con adornos y con luces inclusive dentro de la línea de los económicos se puede armar algo lindo por $10.000”, detalla.

Con opciones para todos los bolsillos un árbol de 1,80 metros bien tupido también se puede encontrar por 15 o 20 mil pesos. Y luego de recorrer los principales puntos de venta hasta $87.000 se puede pagar por un árbol de mayor porte de unos 3 metros de alto. Utilizar la billetera Santa Fe lunes, martes y miércoles son un atajo y los descuentos por compras al por mayor también ayudan a achicar el precio de lista. Esto último se logra llevando 5 productos y sumando más $3.000.

La realidad es que el espíritu navideño de la ciudad parece estar eclipsado por la fiebre mundialista sin embargo hay optimismo sobre un impacto positivo por el campeonato. “Nosotros somos optimistas pensamos que se va a vender bien, obviamente las cosas más económicas”, cierra el referente de los comerciantes de calle San Luis.

Comentarios