Una mujer de 101 años tomó la decisión de dejar de depender económicamente de su hija, para lo cual comenzó a repartir currículums con el objetivo de conseguir un empleo y poder cubrir sus gastos. 

Maria Cardoso, la mujer que vive en San Pablo, Brasil, le pidió ayuda a su bisnieta para armar un CV en el que especificaron que su objetivo es trabajar como "auxiliar de escritorio", es decir, como oficinista.

La mujer nació en 1919.

En el documento se puede ver la fecha de nacimiento de la mujer (1919), que es viuda y que quería trabajar en la oficina, a pesar de que tenía más de 70 años de experiencia en el campo.

"Quiero trabajar para comprar mi vino, mi carne, para no depender sólo de mi hija, para ayudar un poco", explicó la adulta mayor en diálogo con el medio brasileño G1 Bauru e Marília.

La mujer explicó que quiere trabajar "para ayudar un poco" y no depender únicamente de su hija. 

El currículum fue enviado a una empresa y llegó a manos Juliana Araujo, psicóloga del personal de selección, quien decidió compartir la historia a través de sus redes sociales y la definió como "una lección de valentía, fuerza e independencia para todos".

"Lo compartí porque fue algo que cambió mi día, esa señora con esa lección de empoderamiento femenino", completó la psicóloga.

Empoderada é a Dona Maria de 101 anos que pediu pra neta me entregar o currículo dela porque quer trabalhar pra năo...

Publicado por Juliana Araujo en  Miércoles, 3 de febrero de 2021

Ante la repercusión que tuvo la historia, la bisnieta de la mujer sostuvo que una empresa vinícola se contactó con su familia y les indicaron que les donarían botellas de vino para Maria.