Vecinos de French y Campbell denunciaron que desde hace al menos un mes tienen un río de aguas servidas frente a sus domicilios. Según explicaron, las cloacas están tapadas y a eso se le suma un caño de agua roto que le da caudal y hace que se inunde toda la calle.

“Desde el 6 de julio que venimos haciendo reclamos, debemos tener entre 15 o 20 y nunca vinieron, tienen un solo camión para toda la ciudad. Las complicaciones son por un caño roto y las cloacas tapadas”, relató en Cada Día (El Tres), uno de los vecinos.

Producto del agua, la calle comenzó a romperse lo que representa un peligro extra para los vehículos que circulan por el lugar, ya que los pozos no se pueden ver. “Si lo agarra un auto pasa, a lo sumo rompe una cubierta, pero una moto va a terminar accidentándose”, remarcó.

Con respecto al motivo por lo que las aguas servidas rebalsa, otra de las vecinas contó que hace menos de dos años se conectaron a las cloacas. “Pero no funcionan, se nos tapan. Hay que llamar para que nos destapen y al tiempo se vuelven a llenar, nos pasa a todos en el barrio”, indicó.

El alumbrado público tampoco funciona, lo arreglan pero se vuelve a romper. No es que alguien viene y lo rompe, deja de funcionar solo. Es todo un desastre, no podemos vivir así”, lamentó la vecina.