Lo más importante

Cómo secar la ropa los días de lluvia

Después de tantos días de humedad, cinco consejos para resolver un problema habitual en estos casos 
0 Comentarios
0 Comentarios

La lluvia no se va y entre los muchos problemas que eso trae, uno es qué hacer con la ropa que se lava y no se seca.

Pero bueno, aunque no son ideales hay formas de hacerlo:

- El secador de verduras. El sistema es el mismo que cualquier centrifugado. Sirve para medias, bombachas y calzoncillos. Cuantas más vueltas, más resultados podrán obtenerse.

- Secador de pelo y ventilador. El secador es un clásico de invierno. El calor ayuda a acelerar el proceso de secado. En el caso del ventilador, el viento ayuda a acelerar el proceso de secado. No faltan quienes cuelgan la ropa de un ventilador de techo. Acaso sea demasiado.

-El frío extremo también es una alternativa. La ropa muy mojada, debe ser metida en una bolsa y luego, en el congelador. Se puede dejar algunas horas o toda la noche. Luego, con una plancha se le saca el frío y listo para usarla. Ojo con los tipos de telas o fibras porque pueden arruinarse.

-Vuelta y vuelta. El secreto más importante para que la ropa se seque es que podamos rotarla de manera continua para que sea siempre un lado distinto el que toma aire.

-Escurrido: Hay que colocar la prenda de ropa sobre una toalla grande extendida y hacer un rollo de forma que la toalla envuelva la prenda mojada. Después, retorcerla hasta exprimirla por completo. la humedad presente en una prenda será absorbida por la otra.

¿Qué te pareció la nota?

No me gustó Me gustó

Comentarios

No se han realizado comentarios en esta nota. ¡Se el primero en comentar!

Segui Leyendo