Lo más importante

El municipio de Baigorria se prepara por eventuales tormentas

Ante la posibilidad de que haya fuertes lluvias en las próximas semanas, se diagramó un operativo de emergencia para asistir a los vecinos 
0 Comentarios
0 Comentarios

Ante los pronósticos meteorológicos que anticipan abundante caída de agua por el fenómeno climático conocido como “El Niño”, que afectará a la región sur de Santa Fe hacia fines de octubre, el municipio de Granadero Baigorria ya tomó las primeras previsiones: un trabajo coordinado en los barrios con obras y servicios, diagramación de operativo de asistencia de vecinos en caso de posibles inundaciones, campañas de comunicación con escuelas e instituciones intermedias.

“De las reuniones que venimos desarrollando hace ya 20 días por instrucción del intendente Adrián Maglia, con el gabinete municipal y con los responsables de Defensa Civil, surgen reuniones con las distintas áreas que intervienen en vía pública y en contacto con los vecinos”, dijo la secretaria de Gobierno, Irma Catania.

“Durante las reuniones se estuvo trabajando en la coordinación y designación de los responsables que estarán al frente del operativo; además se trabajó con quienes estarán en los distintos centros de evacuación que funcionarán en la ciudad si se producen inundaciones por la tormenta del Niño, que será un equipo integrado por gente que pertenece a las distintas áreas sociales de la Municipalidad”, añadió.

Catania señaló que “continúan los encuentros con todas las áreas pero principalmente con los responsables de Defensa Civil, que es definitiva la que baja las decisiones y cada uno de nosotros nos hacemos cargo de las respectivas áreas”.

“Ante la posibilidad de que tengamos que llegar a las evacuaciones, el principal centro que alojará a vecinos evacuados será la Casa de la Cultura, ubicada en Buenos Aires y Rivadavia”, aseguró.
Y agregó: “Eso es lo que se definió hasta el momento, aunque evaluamos alternativas en distintos puntos de la ciudad, como el quincho del barrio Remanso Valerio, y barrio Espinillo, además de distintas instituciones municipales que vamos a ir agregando a medida que se necesiten de ocurrir evacuaciones”, apuntó.

La funcionaria dijo que “en principio, debemos observar la capacidad de autoevacuación que tienen cada uno de los vecinos de la ciudad, porque muchas veces –acotó–, lo resuelven acudiendo a la casa de un familiar, amigo o vecino”.

Las autoridades locales avanzan en todos los aspectos organizativos vinculados con posibles evacuaciones. “Estamos previendo esa situación y en caso que ocurra lo cubriremos con empleados municipales, que serán los encargados de cocinar, y proveer a los vecinos, la ropa y que los espacios de evacuación estén en condiciones”, aseguró.

Por último, dijo que el municipio baigorriense, a través de Obras y Servicios públicos, trabaja en la limpieza de los principales desagües en las distintas zonas de la ciudad, puntualmente, en las áreas más problemáticas del ejido urbano”.

“Estamos trabajando sobre este tema que tanto preocupa a todos. Para ello se ha ido relevando los desagües principales. Se han ido limpiando y desobstruyendo cada uno de ellos, y estamos en permanente contacto con el grupo que conforma Defensa Civil”, explicó Catania.

“El área de Promoción Comunitaria pone énfasis en relevamiento de familias en riesgo, elementos para atender su vivienda, asistencia para dar soluciones ante las situaciones que se pudieran plantear”, dijo.

Así algunas de las actividades realizadas fueron una capacitación de inspectores, tanto  de Tránsito como de Inspección General, a su vez de la tarea de observar y reclamar sobre cunetas o cámaras obstruidas por bolsas y/o  botellas de plásticos.

También, se capacitó a personal de Obras y Servicios públicos, junto con los capataces, se diagramó trabajos en conjunto con Bomberos Voluntarios, se realizó una evaluación de las herramientas, maquinarias  e indumentaria para sortear los trabajos a realizar.

“En cada una de las reuniones o capacitaciones buscamos poner en carpeta  la responsabilidad y el asesoramiento de cómo actuar  y en el intercambio,  recibir alguna situación no prevista o actividad no realizada, para así poder cubrir la mayor cantidad posible de situaciones de riesgo”, comentó Catania.

Asimismo, otras áreas municipales están participando de las reuniones. “El grupo de Alumbrado  está definiendo los posibles  riesgos y cómo sortearlos, junto con las precauciones a tomar. También el grupo de Obras Públicas y Servicios, definiendo cómo accionar ante los posibles anegamientos”,  definió. En tanto, el grupo de desmalezamiento se encuentra en la verificación de ramas, árboles que estén en riesgo, para liberar cables, calles o desagües.

¿Qué te pareció la nota?

No me gustó Me gustó

Comentarios

No se han realizado comentarios en esta nota. ¡Se el primero en comentar!

Segui Leyendo