Lo más importante

Enfermedades causadas por el calor

Los adultos mayores, los niños pequeños y las personas enfermas o con sobrepeso tienen un mayor riesgo

0 Comentarios
0 Comentarios

El sol es muy beneficioso para la salud, pero el abuso o las exposiciones prolongadas pueden provocar enfermedades o lesiones. Generalmente, el cuerpo se enfría solo mediante la sudoración. En los climas calurosos, especialmente con altos niveles de humedad, la sudoración no es suficiente. La temperatura corporal puede elevarse hasta niveles peligrosos y es posible desarrollar enfermedades causadas por el calor.

La mayoría de las enfermedades causadas por el calor ocurren por permanecer expuesto al calor demasiado tiempo. Otros factores son el ejercicio excesivo para su edad y la condición física. Los adultos mayores, los niños pequeños y las personas enfermas o con sobrepeso tienen un riesgo mayor.

Consumir abundantes líquidos, reponer sales y minerales y limitar el tiempo de exposición al calor puede ayudar.

Las enfermedades relacionadas con el calor incluyen:

- Golpe de calor: una enfermedad peligrosa para la vida en la cual la temperatura corporal puede subir por encima de los 41°C en minutos; los síntomas pueden incluir piel seca, pulso rápido y fuerte y mareos.
- Agotamiento por calor: una enfermedad que puede preceder al golpe de calor; los síntomas pueden incluir sudoración profusa, respiración rápida y pulso acelerado y débil.
- Calambres por calor: dolores o espasmos musculares que ocurren durante el ejercicio intenso.
Erupciones cutáneas por calor: irritación de la piel por exceso de sudoración.

Estos cuadros patológicos producidos por el sol aparecen cuando fracasan los mecanismos reguladores de la temperatura corporal, suelen aparecer en días muy calurosos cuando estamos expuestos al sol, y a veces sin estar expuestos directamente al él, por ejemplo, cuando salimos a correr o a hacer ejercicio en días calurosos.

Para prevenir las enfermedades por calor hay que aplicar el sentido común: las medidas de prevención incluyen no pasar demasiado tiempo en ambientes calurosos, beber abundante líquido, no hacer esfuerzo físico en las horas de máximo calor y radiación solar, y por supuesto no exponiéndose al sol de 12 a 16, momento de mayor incidencia de calor y radiación.

¿Qué te pareció la nota?

No me gustó Me gustó

Comentarios

No se han realizado comentarios en esta nota. ¡Se el primero en comentar!

Segui Leyendo