Lo más importante

Grandinetti propone capacitar en oficios a los trapitos

Además el proyecto contempla una beca para cada persona que deje la calle y comience el cursado de talleres formativos
     Comentarios
     Comentarios

Bajo el análisis de que quien desarrolla ésta actividad lo hace por la falta de oportunidades laborales que brinda el mercado, Alejandro Grandinetti, candidato a intendente del Frente Renovador, propone becar, incentivar a las empresas y formar en oficios genuinos a los trapitos.

El proyecto consiste en montar en los centros de distrito, talleres de oficios los cuales tendrán como característica primordial atender dos posibilidades: el cuentapropismo y la posibilidad de empleo formal. “En ambas situaciones se priorizarán para la formación, el requerimiento del mercado laboral. Por ende, las propuestas de capacitación deberán ser variadas y rotar de manera programada en los diferentes distritos”, comenta el candidato a intendente.

La Secretaría de Promoción Social dispondrá de parte de su personal para realizar el trabajo de calle necesario para detectar y persuadir a quienes desarrollan la actividad y designará a los capacitadores.

Además el proyecto contempla una beca para cada persona que deje la calle y comience el cursado, “para que de esta manera pueda suplantar el dinero que gana en la calle, que según se estima, ronda los $200 diarios. Asegurarles un ingreso económico es fundamental entendiendo que quien se desempeña como trapito lo toma como una fuente de ingresos”.

De acuerdo a lo manifestado por Grandinetti, en paralelo se instrumentará un incentivo para que “todas aquellas empresas que tomen como personal a estos trabajadores en formación, serán beneficiadas con una reducción de la TGI durante el tiempo que dure ese contrato”.

“Entendemos que el estado debe estar presente y proponer soluciones para un sector social que está al margen de toda posibilidad de inclusión. Una ocupación que a su vez genera serios inconvenientes con los automovilistas los cuales se sienten intimados a la hora de estacionar o al detenerse en un semáforo pero a la vez tampoco se los puede prohibir o castigar por la actividad que realizan”, manifestó Grandinetti.

Cabe recordar que desde el Concejo y desde la intendencia se propusieron medidas que hasta ahora no prosperaron como la prohibición total de la actividad, un censo que permita identificarlos y controles callejeros para evitar abusos. “Todas son medidas que no resuelven el problema de fondo y no encaran la integralidad que el tema merece. Con esta iniciativa comenzamos a reconocer en este trabajo informal la búsqueda de un sector de la sociedad de acceder a un empleo para vivir, se dejan de lado las estigmatizaciones y se da respuesta a un derecho fundamental: trabajo digno”, concluyó el candidato.

¿Qué te pareció la nota?

No me gustó Me gustó

Comentarios

Segui Leyendo