Lo más importante

Peña y los cruces con Santa Fe: “La sangre nunca tiene que llegar al río”

El jefe de Gabinete se refirió a las diferencias con el gobierno provincial en materia de seguridad y señaló en De 12 a 14 que “cada uno debe hacerse cargo de sus responsabilidades”. Dijo que “YPF no es una empresa estatal” y por eso no se hará público el acuerdo con Chevron. El lunes Macri visitará Rosario

     Comentarios
     Comentarios

El jefe de Gabinete de la Nación, Marcos Peña, aseguró este miércoles que el gobierno busca “fortalecer el federalismo” y negó que la aprobación del Congreso al acuerdo con los fondos buitre esté “atado” a la discusión por la coparticipación que piden las provincias. Se refirió a los cruces con el gobierno de Santa Fe en materia de Seguridad y apostó a que “la sangre nunca tiene que llegar al río”. Además, defendió la privacidad del acuerdo con Chevron y dijo: “YPF no es una empresa estatal”. Por otro lado, fue confirmada la visita del presidente Mauricio Macri el próximo lunes en la  Facultad de Derecho de Rosario.

Peña habló con De 12 a 14 (el Tres) y renovó la apuesta al “diálogo permanente” con el gobierno provincial después de la polémica por el protocolo antipiquete y por las críticas a la conferencia de prensa realizada en Rosario para anunciar un operativo anti narco.

“La sangre nunca tiene que llegar al río -dijo ante la consulta del periodista Sergi Roulier-, creemos en el diálogo haciéndose cargo cada uno de sus responsabilidades y tratando de tener la buena fe de sentarse en una mesa abierta de discusión”. Y aclaró: “Después uno puede opinar y plantear lo que quiere”.

“Tenemos un emorme desafío en materia de seguridad en Santa Fe desde hace muchos años y vamos a trabajar en conjunto para ayudar a resolverlo al gobierno provincial”, añadió y pidió que las “discusiones” no alteren un buen clima de trabajo.

Sobre otro tema caliente pero a nivel nacional, la no difusión de parte del contrato entre YPF y Chevron, el funcionario clave de la gestión Macri explicó el cambio de postura de Cambiemos (que criticó al gobierno anterior por no hacerlo público y ahora repite esa estrategia).

“Al estudiar el tema, la Oficina Anticorrupción (que dirige Laura Alonso) llegó a la conclusión que esto se rige por el derecho privado, es una empresa privada. Esto también hace al relato: YPF no es una empresa estatal, tiene mayoría del paquete accionario estatal pero tiene otros accionistas privados y se rige por las leyes de las asociaciones anónimas y la lógica de mercado”, dijo.

“Creemos en la transparencia pero también en ser concientes de que si hay otra realidad, se puede corregir la postura”, añadió.

“No creemos en el toma y daca”

Peña negó que exista una relación entre el debate en el Congreso por el pago a los fondos buitres con posibles cambios en la coparticipación federal (este jueves habrá una reunión con gobernadores). “Nosotros no creemos en el toma y daca”, aseguró.

“Son dos discusiones distintas. No atamos una cosa a la otra. Una es para resolver la cuestión del default, que es prioritaria para todos, no sólo para el gobierno argentino. Permite acceder al crédito más barato para las personas, Pymes y también los gobiernos municipales, provinciales y nacionales, y financiar obras”, argumentó Peña.

“Además hay que fortalecer el federalismo, la capacidad de las provincias y los recursos. Romper con una cultura de poder que permita trabajar más en equipo que en la lógica de dominación y discriminación de los últimos años”, continuó.

Despidos y obra pública

Sobre los datos privadas que indican la existencia de más 100 mil despidos entre el ámbito estatal y privado, Peña relativizó esas cifras. “No compartimos las estimaciones privadas, los datos oficiales del Estado argentino indican datos distintos, de todas maneras lo estamos monitoreando de forma permanente”, aseguró.

Pese a que no dio una cifra propia de la cantidad de pérdida de empleo en lo que va del año, sí señaló que “nuestros indicadores oficiales dicen que a lo sumo puede haber caída en un sector que se compensa con crecimiento en otros”. En ese sentido, remarcó “tensión con los empleos en el sector de la construcción” pero que “se están poniendo en marcha”.

“La enorme mayoría de las obras públicas lanzadas en el país no tenían los fondos necesarios para hacerse”, aclaró. Además, criticó la “herencia” de una “economía frágil”. “El último trimestre nos dejó una recesión con una caída del PBI de 3 puntos, más el déficit y la inflación acumulada. Estamos en un sistema productivo que no genera puestos de empleo privado”, añadió y consideró que se “se suplantó eso con puestos públicos”.

“Aspiramos a poner en marcha la economía y a generar puestos de empleo. Creemos que puede haber una expansión, sobre todo al segundo semestre del año”, adelantó el jefe de Gabinete.

¿Qué te pareció la nota?

No me gustó Me gustó

Comentarios

Te puede interesar

Segui Leyendo