Cristina volvió y hubo movilización K: el miércoles, a Tribunales

La ex presidenta viajó en avión desde El Calafate y al llegar a Buenos Aires la esperó una fervorosa concentración kirchnerista en el aeropuerto y en su departamento, a cuyo balcón salió para saludar. Esta semana debe presentarse ante la Justicia en la causa por la venta de dólar futuro

     Comentarios
     Comentarios

La ex presidenta Cristina Fernández de Kirchner llegó este lunes por la noche a Buenos Aires para presentarse el próximo miércoles ante el juez federal Claudio Bonadio, quien la citó a declaración indagatoria por la venta de dólar futuro realizada por el Banco Central durante los últimos meses de su mandato.

La ex mandataria tocó suelo porteño a las 21.49. Una importante movilización de la militancia kirchnerista la esperó en Aeroparque. Ella se acercó a los vallados para saludar a la gente, que cantó una consigna clara: "Che gorila, no te lo decimos más, si la tocan a Cristina, qué kilombo de se va a armar". La movilización se espera que sea mayor el miércoles a Tribunales.

Varios minutos tardó Cristina en dejar el aeropuerto rumbo a su departamento en Recoleta, donde también había muchos simpatizantes kirchneristas a los que la ex presidenta tambien saludó. Incluso desde el balcón del quinto piso. Había una fuerte custodia policial, que no pudo impedir que en un momento la gente pasara los vallados para saludar a la ex presidenta, que estaba acompañada por el ex secretario general de la Presidencia Oscar Parrilli.. 

Cristina dejó su casa en la provincia de Santa Cruz a las 18.10 en medio de un férreo operativo de seguridad que se sumó a un improvisado "cerco" montado por militantes y vecinos, que provocó algunos incidentes con la prensa, señala la agencia Télam.

Vestida con remera blanca, un chal y sin sus habituales anteojos oscuros, la ex jefa de Estado -visiblemente emocionada- saludó a los manifestantes desde el vehículo, un Renault Megane color champagne, y junto a la comitiva partió a paso lento entre la gente escoltada por dos Ford Ranger que componen la custodia.

Los vehículos transitaron los 22 kilómetros desde la ciudad al aeropuerto acompañados por una caravana, mientras en la entrada se hallaba otro centenar de manifestantes para brindarle una despedida.

Allí también se llevó a cabo un fuerte operativo de seguridad, mientras que la ex presidenta, a poco de abordar el vuelo, se asomó desde el primer piso del aeropuerto y saludó a sus seguidores a través del vidrio.

Cristina Fernández de Kirchner deberá comparecer el próximo miércoles ante el juez Bonadio, en el tramo final de indagatorias en las que ya declararon funcionarios del BCRA, entre ellos su ex titular Alejandro Vanoli, y en la que declarará este martes el ex ministro de Economía Axel Kicillof.

Comentarios