Cosmética: lo natural y sostenible vende

Los ingredientes ecológicos y libres de químicos son la base sobre la que actualmente se apoya la innovación

     Comentarios
     Comentarios

El nuevo año 2019 estará marcado por una nueva belleza que lo cambiará todo. Llegarán con fuerza rituales de menos gestos pero más eficaces, y asistiremos al auge de cosméticos limpios sin ingredientes tóxicos ni nocivos a hacer nuestras distintas tendencias de belleza nacidas en las redes sociales.

Tampoco faltarán los gadgets de belleza de última generación para llevar a todas partes que transformarán tu piel y te permitirán ahorrar tiempo y los cosméticos anticontaminación. Agendá las 3 tendencias de belleza que triunfarán en 2019 para que las pongas en práctica desde ahora:

 

1- Cosmética “a medida”

 

Una de las tendencias cada vez más en auge es la de la cosmética personalizada. Si algo repiten una y otra vez los expertos en cuidado de la piel es la importancia de adaptar tu rutina de belleza diaria a tu tipo de piel. Y es que no todos los productos, por muy superventas que sean, son adecuados para cuidar el rostro de todos. Las firmas se hicieron eco de este consejo y cada vez son más los productos personalizables disponibles en el mercado.

También los dermatólogos encontraron en este tipo de productos personalizables una nueva herramienta de trabajo.

 

2- Productos nacidos en Escandinavia

 

Mucho se habló de la cosmética coreana, pero parece que la escandinava podría arrebatarle su trono. Desde países como Suecia o Islandia, llegan firmas que destacan por su calidad e innovación, que crecieron gracias al boca a boca y especialmente formuladas para las condiciones extremas de frío y viento a las que se somete la piel en esos países del norte de Europa.

La forma de vida natural y el espíritu sostenible de esta zona de Europa también condicionan su cosmética.

 

3- Exfoliante líquido, el éxito que anticipó internet

 

Es uno de los cosméticos más populares en internet últimamente, un crecimiento que puede ser resultado de que cada vez somos más conscientes de la importancia de limpiar y exfoliar la piel para tenerla sana y bonita. Su función es similar a la de un exfoliante clásico (retira las células muertas de la piel, elimina los residuos de la superficie y desbloquea los poros), pero su uso es más sencillo: gracias a su textura, similar a la de un tónico, puede aplicarse con un algodón.

 

¿Te animás a probar la nueva cosmética del futuro?

Comentarios