Lo más importante

Piden informes por los contagios en el Centenario: afirman que no fueron fatales

El diputado Del Frade solicitó al Ministerio de Salud que explique “¿por qué se ha producido el contagio de hepatitis C en 20 pacientes" y qué pasó con el doctor Rodenas, responsable del lugar también en 2003, con un brote similar. El especialista Hugo Tanno desvinculó cinco muertes registradas con esa enfermedad

     Comentarios
     Comentarios

En 2003, Osvaldo Rodenas fue desplazado de su cargo de jefe en el servicio de Nefrología, Diálisis y Transplantes del hospital Centenario tras la muerte de nueve pacientes que se contagiaron de hepatitis B en esa sala. También fue denunciado por comprar insumos sobrevaluados y derivarlos a una empresa privada. Ambas acusaciones nos prosperaron en la Justicia y en 2012 recuperó su puesto. Esta semana volvió a ser desplazado por otro contagio, esta vez de hepatitis C, y presunta negligencia. ¿Cómo ocurrió, por qué y qué medidas se tomaron ahora?, son algunas de las preguntas qua planteó el diputado provincial Carlos Del Frade este miércoles en un pedido de informes a la provincia.

“Es necesario defender al hospital público por encima de cualquier cosa, pero para eso hay que investigar”, destacó el legislador del Frente Social y Popular.

En el texto que ingresó por la mañana a la Legislatura, Del Frade reclama al Ministerio de Salud de Santa Fe que averigüe “por qué se ha producido el contagio de hepatitis C en 20 pacientes del Servicio de Diálisis y qué medidas se han tomado para evitar que vuelva a suceder semejante infección, habida cuenta que un hecho similar se produjo en el año 2003”.

El diputado provincial demandó “investigaciones en todas las líneas de controles y responsabilidades de los diferentes directores” y remarcó que “la sala de diálisis del Centenario es la única que funciona en un efector público en todo el sur provincial”. “Actualmente reciben tratamiento allí 128 pacientes”, dijo según un comunicado de prensa.

Uno de los interrogantes que plantea el proyecto es “en qué situación se encuentra el doctor Osvaldo Rodenas, jefe del servicio de Diálisis del Hospital del Centenario que, en su momento, tuvo que enfrentar una crisis también derivada de la infección de pacientes de diálisis”; otro punto plantea “qué medidas se fueron tomando para eliminar el o los problemas que generaron estas consecuencias nefastas”; y también se pregunta “qué controles se venían efectuando en el Hospital sobre los mencionados catéteres que no pudieron minimizar ese potencial número de infecciones”.

Por lo pronto, el Ministerio desplazó al jefe del servicio de diálisis del Hospital Centenario, Osvaldo Rodenas

“La hepatitis C no es fatal”

Para Hugo Tanno, profesor del Posgrado de la carrera de Gastroenterología (UNR) y especialista en hepatitis, el contagio de hepatitis C no pudo haber provocado la muerte de cinco de los 20 infectados en el Centenario.

En el programa La primera de la tarde (Radio 2), Tanno buscó llevar “tranquilidad” a la familia de quienes se contagiaron y dijo que, a diferencia del caso de 2003, en esta oportunidad los fallecidos se dieron por otras causas.

“El virus de la hepatitis C no tiene ninguna intención de destruir al organismo que invade. Entra al organismo sangre con sangre. Acá hubo un contagio y el virus ha entrando dentro del paciente dializado pero no causa daño como la hepatitis A o la B”, afirmó el profesor de la Facultad de Ciencias Médicas de la Universidad Nacional de Rosario (UNR).

Y continuó: “El virus no produce un daño directo a la célula, lo que quiere es quedarse a vivir en el individuo que infecta. Pero el sistema inmunológico destruye la casa en la cual se alberga el virus, en este caso la célula hepática. En el dializado, que es todavía más débil, la destrucción es todavía más baja que un individuo. Queda crónico de la enfermedad, pero no agrava la enfermedad preexistente de forma inmediata”.

Tanno aclaró que muchos de los enfermos dializados tienen otras complicaciones, por presión arterial elevada, diabetes, o inmunodepresión, lo que agrava sus cuadros. Aseguró, en ese sentido, que las cinco víctimas fatales asociadas a los 20 contagios en el Centenario fueron “dos por infecciones, otros por problemas cardiovasculares y otro por diabetes”.

“La causa de muerte en ningún momento ha sido el virus C. Esto es importante por el terror que puedan tener familiares de quienes se contagiaron: que se queden tranquilos, además hay medicación que cura y eliminan el virus en no muchas semanas”, añadió.

¿Qué te pareció la nota?

No me gustó Me gustó

Comentarios

Te puede interesar

Segui Leyendo