Edgardo Bauza: "Cuando se termine todo en Central, me voy a Quito"

El entrenador de Rosario Central manifestó estar motivado por las competencias que tiene el equipo este año y aseguró que si gana la Libertadores se retira "al otro día". Afirmó que, cuando finalice su vínculo con el Canalla, volverá a Ecuador

     Comentarios
     Comentarios

El entrenador de Rosario Central, Edgardo "Patón" Bauza, manifestó que cuando finalice su vínculo con el Canalla se irá a Quito, donde está su familia. Aseguró que este año "es más difícil que la mierda", y agregó que si gana la Copa Libertadores se retirará "al otro día"

En una extensa entrevista brindada a La Nación, el Patón expresó que "no es fácil" la distancia de su vivienda, su familia y sus amigos, que están en Ecuador. Subrayó que los extraña y que en Rosario "todos los días es palo y palo", por lo que se mantiene ocupado. "Tengo ganas, sigo con el fuego sagrado y más porque estoy en Central. Y por lo que se viene, que son tres meses muy activos. Hoy hablaba con mi señora, le decía que estaba motivado por todo lo que nos jugamos. Porque la verdad, entre nosotros, sin esta motivación, me voy a la mierda hoy", aseveró.

"Cuando se termine todo en Central, me voy a Quito y, no sé, seré el manager de la Liga. Algo voy a hacer. Aparecieron otras cosas en este tiempo, pero mi señora ya me dijo: «No te acompaño más». Estuvimos en Arabia Saudita, en Dubai, en tantos lados..., me dijo basta. Me llamaron de Junior, de la selección de Colombia., pero te digo la verdad: no tengo más ganas. Después de que se acabe esta historia con Central, listo. Tengo 61 años", concluyó.

El DT Canalla comentó que Central "no tuvo un buen año" y que el equipo que tiene este 2019 "va a ser totalmente diferente al que salió campeón, porque tiene más variantes"

Consultado si es imposible ganar la Libertadores con Central, Bauza respondió: "Si gano la Copa con Central me retiro al otro día, sería lo máximo. Primero, porque no la ganó nunca, sería histórico, más arriba no hay nada. Ni pienso en el Mundial de Clubes. Pero es difícil, el primer partido jugamos con Gremio, que es un equipazo".

Con respecto a la Copa Argentina obtenida el año pasado, contó que ganarla con Central lo hizo volver a su infancia. "Fue muy fuerte. Fue difícil ganar ese campeonato, habíamos tenido poco trabajo, Central había perdido no sé cuántas finales. La gente se volvió loca en Rosario, no podía caminar por la calle. Hoy no puedo caminar por la calle, mil fotos", añadió.

Además, afirmó que este año "es más difícil que la mierda", ya que tienen la Superliga, la Libertadores, la Copa Argentina y la Supercopa Argentina ante Boca. Sobre el torneo continental, manifestó: "Nos tocó Gremio. Decí que ahora llegaron buenos jugadores y estoy seguro de que el equipo va a mejorar. El equipo que salió campeón era corto; le ganamos a Gimnasia la final pero nos costó, aprendimos a aguantar bien. Contra Boca es un partido solo y la Libertadores. Años atrás, con Central llegamos a una semifinal; vamos a intentarlo".

"La Libertadores es mi novia, es el torneo más importante, es algo que trasciende. Y jugué dos Mundiales de Clubes, lo que pasa es que me tocaron Manchester United y Real Madrid; perdimos los dos partidos, pero lo bueno fue que no pasamos vergüenza, fue ahí nomás. La copa me da adrenalina, me entusiasma, la estudio, me siguen pasando las mismas cosas que cuando la dirigí por primera vez. Son partidos diferentes, no te permiten distraerte. Se preparan de manera especial: la altura, los viajes, hay muchos factores", finalizó.

Por último, el Patón expresó que, como es el fútbol, si pierde tres partidos lo van a "ir a buscar". Y agregó: "A esta altura de mi vida, apenas me vienen a cuestionar, saludo, agarro el avión y me voy a Quito. No tengo problemas. Estoy seguro de lo que hago y seguro de adónde puedo llegar. Ahora, vamos a mejorar lo que fuimos. Pero no sé hasta dónde podemos llegar".

Comentarios