CGT: “Un paro general en un país significa el fracaso del diálogo social”

En conferencia de prensa, desde la central obrera se destacó el “altísimo acatamiento” que tuvo la medida de fuerza en todo el país y se reclamaron cambios en el programa económico
     Comentarios
     Comentarios

Reunidos en la sede de la Confederación General del Trabajo (CGT), los representantes de la central obrera ofrecieron una evaluación del paro general de este lunes al que adhirieron las dos CTA y organizaciones sociales. Allí se aseguró que la medida de fuerza tuvo un "altísimo nivel de acatamiento en todo el país" y se cuestionó el programa económico que lleva adelante el gobierno nacional. 

El triunviro de la CGT Juan Carlos Schmid  dijo que "un paro general en un país significa el fracaso del diálogo social y también el fracaso de la política".

A su tiempo, Héctor Daer dijo que "desde diciembre de 2015 hasta hoy hubo una inflación del 95%, y no son los trabajadores los culpables de ese proceso".

"Fueron favorecidos los sectores que más ganan y que más tienen, como el sector agropecuario y las mineras", continuó el triunviro, en declaraciones que reproduce la agencia Télam.

Por su parte, Carlos Acuña, remarcó que la Casa Rosada no brinda respuestas a los reclamos de la central obrera. "El paro no soluciona nada. El Gobierno debe dar respuestas a los problemas y no las da", aseveró.

"No nos vamos a resignar a que el ajuste pase por nuestras espaldas. El gobierno debe corregir su política económica que está llevando al desastre al pueblo argentino", abundó, al tiempo que criticó las "agresiones" a los sindicalistas: “Hemos tenido la suficiente prudencia”.

La conferencia de la CTA

El líder de la CTA de los Trabajadores, Hugo Yasky, dijo que el paro  es "una señal de rechazo absoluto" al Fondo Monetario Internacional (FMI) y que el sindicato no piensan "abandonar la calle ni un instante" en su pelea por modificar la política económica.

En tanto, para el líder de la CTA Autónoma, Pablo Micheli, hubo "un paro espectacular".

"Garantizamos que no vamos a abandonar la calle ni un instante", dijo Yasky en la conferencia de prensa los líderes de las dos fracciones de la Central de Trabajadores Argentinos (CTA) ofrecieron junto a dirigentes de otros sindicatos que apoyaron la protesta convocada por la Confederación General del Trabajo (CGT).

"Es una señal de rechazo absoluto, contundente, inapelable al Fondo Monetario Internacional", interpretó Yasky al subrayar que "el pueblo no quiere al FMI interfiriendo en las decisiones económicas, no quiere más
ajuste, más hambre, más tarifazos".

También reclamó la "apertura de paritarias de forma inmediata para todos los sindicatos" y "respeto a las leyes laborales". 

"Si el gobierno piensa que el paro no sirve para nada lo va a terminar pagando caro, el año que viene como mínimo en las urnas, pero esto no termina hoy, se va a profundizar", prometió el líder de la CTA de los
Trabajadores.

Por su parte Micheli dijo que le da "mucho gusto ver la respuesta contundente de los trabajadores y trabajadoras" a la medida de fuerza. 

"Hay un paro espectacular, monumental", consideró y aseguró que "no hay un solo lugar de trabajo que este funcionando”.
 

 

 

 

Comentarios