Mientras sigue la búsqueda de cuatro personas desaparecidas luego del hundimiento de una embarcación este domingo en el río Paraná a la altura de Pueblo Esther, la fiscal del caso y el prefecto que dirige los rastrillajes contaron detalles de lo sucedido. La celebración de cumpleaños de un grupo de amigos terminó en tragedia.

Siete de los ocho muchachos eran amigos de toda la vida de la localidad de Álvarez. Habían cruzado a la isla el sábado para festejar el cumpleaños de Agustín, uno de los jóvenes que permanece desaparecido tras el hundimiento de la barca.

Uno de los muchachos, puntualmente el hermano del cumpleañero, tuvo frío el sábado a la noche y decidió volver, por eso utilizaron una sola embarcación para regresar ayer.

Este domingo, cuando regresaban hacia la bajada Colacho a la altura de Pueblo Esther, el viento y la corriente del río hizo zozobrar a la canoa, que se dio vuelta. Por el frío, iban muy abrigados y eso les dificultó a varios de ellos poder nadar para ponerse a salvo.

De festejo a tragedia

La doctora Mariana Prunotto, fiscal del hecho, detalló que “en el día de ayer a las 14 ocurrió un accidente en el canal secundario de navegación. Eran ocho amigos, lamentando la muerte de una persona y la desaparición de otras cuatro”.

Prunotto agregó que “tres personas se aferraron a diferentes objetos y pudieron sobrevivir”. Luego indicó que “los tres sobrevivientes indicaron que había mucho viento, que empezó a entrar agua en la embarcación”.

Sobre los tres jóvenes que lograron sobrevivir, la funcionaria judicial contó que “fueron asistidos por el Sies y dados de alta. Estaban bien, pero muy shoqueados por lo sucedido”.

Prunotto ratificó en la rueda de prensa que los muchachos, oriundos de la localidad de Álvarez, habían cruzado a la isla para celebrar varios cumpleaños: “Habían ido a pasar el fin de semana a la isla, era un grupo de amigos”. Y añadió que “el hecho ocurrió en una zona precaria de las islas”.

La fiscal también reveló que “las edades del grupo de amigos oscila entre los 29 y los 33 años y el conductor de la canoa tendría 38 años”.

“Los estamos buscando en el fondo del río”

El prefecto mayor Fernando Gustavo Santucci también hizo declaraciones a la prensa este lunes y brindó más detalles del episodio trágico y de la actual búsqueda: “Nosotros tenemos esperanzas obviamente de encontrar con vida a las personas, pero dadas las características del hecho y por los testimonios de los sobrevivientes, tenemos que decir que estamos buscando a estas personas en el fondo del río”, confió.

El miembro de Prefectura Naval dijo que los tres sobrevivientes “vieron como un compañero estaba flotando, ya fallecido, y vieron como el resto de las personas se hundían”.

Acerca del rastrillaje, comentó que “se identificó el lugar del hundimiento y los buzos están trabajando allí”. Añadió que “es un canal secundario. Tiene una profundidad de 10 metros. No es una zona fácil para la búsqueda”.

Sobre la canoa en que viajaban los amigos, Santucci reveló que “era una embarcación artesanal, con un motor fuera de borda. No tenía habilitación y estaba conducida por una persona que tampoco estaba habilitada para la navegación”.

Presidente comunal y amigo

Joel De Genaro es el jefe comunal de Álvarez, la localidad golpeada por esta tragedia. En la bajada Colacho de Pueblo Esther, donde los familiares seguían esperando novedades sobre la búsqueda, el joven intendente habló con el periodista Juan Pedro Aleart en vivo en el programa De 12 a 14 (El Tres). El dolor también lo embargaba a él, porque además de estar al frente de la comuna es amigos de los jóvenes que naufragaron en el río.

“La verdad que estamos muy dolidos, muy tristes, nos impacta a todos”, confesó De Genaro. Y confirmó que “era un cumpleaños que habían ido a festejar y lamentablemente sucedió esto”.

“Era el cumpleaños de Agustín, que continúa desaparecido. El hermano de Agus se volvió porque estaba pasando frío y no le agradaba”, detalló Joel. Y agregó que “lamentablemente Damián, unos de los muchachos, falleció”.

“Los conozco a todos, con algunos de ellos compartí colegio. Pibes jóvenes, con una vida por delante”, relató De Genaro al borde de las lágrimas.

“Sólo queda acompañar a la familia, a los amigos que sobrevivieron, que esperamos que se recuperen pronto”, finalizó.

El presidente comunal de Pueblo Esther, localidad a la altura de la cual sucedió el naufragio también lamentó el hecho. Pidió la intervención del helicóptero de la provincia, pero las condiciones climáticas impidieron la utilización ese recurso. 

Más información

Siguen buscando desaparecidos tras el hundimiento de una barca

Se hundió una embarcación en el río: un muerto y cuatro desaparecidos