El Ejército libanés comenzó a desplegarse en el sur del país de acuerdo a la resolución 1701 del Consejo de Seguridad de la ONU , según la cual entró en vig or hace dos días el cese de hostilidades entre Israel y Hezbo lá.

 

La televisión libanesa LBC mostró imágenes de decenas de vehículos militares para el transporte de tropas mientras se dirigían hacia el sur del río Litani, la zona dominada por los milicianos del grupo chií.

 

En una reunión de urgencia celebrada el miércoles el gobierno libanés aprobó el despliegue a partir de hoy de 15 mil soldados al sur del río Litani.

 

El ministro de Interior libanés, Ahmad Fatfat, citado por la emisora, consideró como "un paso histórico que esperaban todos los libaneses" el envío del Ejército al sur del país, pero aseguró que “los militares libaneses no se estacionarán en las zonas fronterizas con Israel”.

 

Un primer convoy, compuesto por decenas de vehículos de transporte de tropas y blindados ligeros, atravesó el puente Kasmiyeh, sobre el río Litani, a una decena de kilómetros de la ciudad de Tiro.

 

El Ejército había instalado un puente metálico en sustitución del que existía, y que fue destruido por la aviación israelí, para permitir el paso de la tropa.

 

En la entrada sur del puente, donde pusieron un letrero con la inscripción "Todo por la patria", los soldados instalaron una garita.

 

Un segundo convoy, esta vez con tropas, se dirigió al puente de Kardali, al sureste de la ciudad de Maryeyun, mientras que un tercero se trasladó a la ciudad de Bint Jbeil desde Tiro.

 

Fuentes oficiales dijeron que unos 2 mil  soldados libaneses se desplegarán en el sur, en una primera etapa, tras la decisión del Gobierno de enviar 15 mil militares a esa región para ampliar la autoridad del Estado, que escapa a su control.

 

La región meridional estuvo controlada durante un tiempo por los guerrilleros palestinos, después por Israel y en la actualidad por el grupo chií Hezbolá.

 

Anoche, el ministro de Información, Ghazi Aridi, afirmó que el "gobierno decidió desplegar el Ejército en cuatro sectores del sur del Líbano, en el macizo de Arkub, Hasbaya (sur del valle de la Beká ) y Maryeyun (a unos 7 kilómetros de la frontera)".

 

En Tiro, los soldados entraron a pie, mientras que vehículos blindados de la Fuerza Provisional de la ONU en Líbano (FPNUL) se mantenían en la entrada norte.

 

El despliegue del ejército en el sur está acompañado por el regreso de los desplazados a sus aldeas y por la retirada israelí de algunos puntos de la zona.