Lo más importante

En Venezuela, la victoria es de la oposición y Maduro lo admitió

La MUD obtuvo 99 diputados, el PSUV obtuvo 46 y aún restan adjudicar 22 escaños. Hace 17 años que el régimen no perdía el control parlamentario. El reconocimiento de la derrota de parte de Maduro
0 Comentarios
0 Comentarios

La oposición venezolana logró una contundente victoria en las elecciones legislativas al obtener al menos 99 bancas contra 46 del oficialismo, de un total de 167 diputados, anunció el Consejo Nacional Electoral (CNE), que precisó aún falta por dirimir 22 escaños.

De acuerdo a lo que publica Infobae.com, en conferencia de prensa, la presidenta del CNE, Tibisay Lucena, anunció que esos resultados, que dan la mayoría simple a la oposición, son "irreversibles", tras contabilizar el 96% de las mesas electorales.

Con este resultado, la oposición ha quedado a un diputado de la mayoría calificada de 100 legisladores o tres quintos, algo que en este momento ni siquiera el oficialismo posee. La MUD ya ha alcanzado la mayoría simple, lo que le permitirá votar, por ejemplo, una Ley de Amnistía para los presos políticos del chavismo, como los dirigentes Leopoldo López y Antonio Ledezma.

Pero si finalmente logra el diputado número 100 sus facultades se amplían. Podría emitir un voto de censura contra el vicepresidente y contra los ministros del gabinete, aprobar enmiendas constitucionales, sancionar leyes habilitantes que dan poderes legislativos al Ejecutivo, designar y remover a los integrantes del Consejo Nacional Electoral.

Resta saber aún si, tras el reparto de los 22 asientos que restan, la MUD alcanzará los dos tercios (111 diputados), cifra que le permitiría sancionar leyes orgánicas, convocar una Asamblea Constituyente para reformar la Constitución Nacional, y remover a los miembros del TSJ.

Unos 19,5 millones de electores estaban convocados para elegir a los 167 miembros de una Asamblea parlamentaria controlada desde el que llegó al poder en 1999 el presidente Hugo Chávez, fallecido en 2013. La participación fue cercana al 70%, altísima según la oposición.

En las últimas elecciones, el chavismo había obtenido la mayoría simple, con 98 diputados.

Maduro admitió la derrota y cargó duro contra la oposición: "Hemos venido con nuestra moral, con nuestra ética, a reconocer estos resultados adversos, a aceptarlos, y a decir que ha triunfado la democracia", aceptó el mandatario en un discurso televisado tras conocerse las cifras parciales, que dieron una clara victoria a la Mesa de Unidad Democráctica (MUD), a la que rechazó felicitar.

Pero pese a este reconocimiento, Maduro sostuvo que el duro traspié fue impulsado por una "guerra económica" y una campaña "desleal" de parte de la oposición, que contó con la complicad de vastos sectores de la política internacional.

"Yo podría decir hoy: ha triunfado la guerra económica, ha triunfado una estrategia para vulnerar la confianza colectiva en un proyecto de país, ha triunfado circunstancialmente el estado de las necesidades creado por una política de capitalismo salvaje, de esconder los productos, de encarecerlos", aseguró el gobernante.

De este modo, Maduro responsabilizó de la derrota del Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV) a la "guerra económica" que habría causado una escalada de la inflación y una escasez de productos básicos a nivel nacional.

"Nuestro reconocimiento de los resultados estuvo siempre garantizado y siempre supimos que estábamos nadando contra la corriente y tratando de ascender contra las dificultades y no nos escondimos, siempre dimos la cara", reflexionó.

Maduro no felicitó a la oposición por el resultado y, por el contrario, criticó lo que consideró una "campaña desleal" de la MUD en base a "ofertas engañosas" que prometían poner fin a las calamidades económicas que ellos mismos habrían generado.

"En las filas de votación les fueron a entregar papeles a los votantes para decirles: 'vota por mí que yo te la resuelvo'. Ofertas engañosas, ha llegado la hora pues de ponerse de acuerdo y parar la guerra económica contra el país, respetar la ley, respetar las leyes de la economía y respetar las leyes de la sociedad", fustigó Maduro con amargura.

El mandatario no escondió su pesar por la derrota y advirtió que en los próximos meses espera una ofensiva de la contrarrevolución para intentar hacerse con el poder y desmontar los avances logrados por el proceso fundado por el fallecido presidente Hugo Chávez desde 1999.

Desafiante, afirmó dirigiéndose "al mundo entero que nos está escuchando que en Venezuela no ha triunfado la oposición, en Venezuela circunstancialmente el día de hoy ha triunfado una contrarrevolución en puertas, una contrarrevolución ha impuesto su escenario, ha impuesto su guerra".

¿Qué te pareció la nota?

No me gustó Me gustó

Comentarios

No se han realizado comentarios en esta nota. ¡Se el primero en comentar!

Segui Leyendo