Varios aficionados argentinos pagaron entre 1.000 y 1.500 euros por entrada en la reventa para asistir mañana al estadio Olímpico de Berlín en el que se enfrentarán Alemania y Argentina en los cuartos de final del Mundial 2006.Las ventas se concretaron en las calles céntricas berlinesas donde algunos revendedores ofrecían no sólo boletos para este encuentro, sino también para la semifinal que se disputará el martes en Dortmund entre el ganador del choque berlinés y el de la eliminatoria entre Italia y Croacia.Miembros de un grupo de hinchas argentinos dijeron que por esos precios consiguieron boletos para el Argentina-México de los octavos y que se han quedado sin dinero."Algunos argentinos llegaron a Alemania en los dos últimos días dispuestos a pagar esos precios, pero son pocos", agregaron.Para los partidos de la primera fase ante Costa de Marfil, Serbia y Montenegro y Holanda se pagaron boletos en la reventa a un promedio de 700 euros, aunque algunos sitios de internet las ofrecían a 2.000 y 3.000.