Los asambleístas de Gualeguaychú decidieron realizar una caravana en protesta del fallo de la Corte de La haya que se llevará a cabo este viernes desde las 13. La medida se originó en la decisión de la Corte Internacional de no dar a lugar al pedido de suspensión de las obras de las papeleras en Fray Bentos.

 

Reunidos en un teatro de esa ciudad, los vecinos se pusieron de acuerdo en no realizar por ahora un corte de ruta aunque si marcharan con banderas de “No a las papeleras” por el acceso sur de la ciudad, para luego tomar la ruta 14 y más tarde 20. Para completar así unos 20 kilómetros de manifestación.

 

La votación se realizó a las 22 de este jueves. Los presentes rechazaron una reunión en Cancillería argentina, y pedirán en cambio que los representantes del país en el tema de las papeleras en Uruguay asistan a Gualeguychú el martes.

 

El rechazo de La Haya

 

La Corte Internacional de Justicia, con sede en La Haya , rechazó este jueves conceder a la Argentina una medida cautelar que obligue al Estado uruguayo a exigir a las pasteras Ence (España) y Botnia (Finlandia) que suspendan las obras de construcción de sus plantas de Fray Bentos, sobre el Río Uruguay, frente a las costas de Gualeguaychú.

 

Decepcionados, los asambleístas definieron este jueves a la noche la caravana de protesta. En realidad, la primera reunión se realizó por la mañana en el Teatro Municipal de Gualeguaychú, a poco de conocerse el fallo, pero decidieron pasar a un cuarto intermedio hasta la noche para debatir los pasos a seguir frente a la resolución .  La resolución de La Haya reavivó viejas divisiones entre los asambleístas, ya que comenzaron a vislumbrarse dos posiciones claramente diferenciadas: una a favor de retomar la modalidad de los cortes de ruta, y otra la de seguir explorando nuevas estrategias que no pasen por medidas de acción directa.

 

El gobernador de Entre Ríos, Jorge Busti, exhortó por lo pronto hoy a actuar con cautela a los habitantes de
Gualeguaychú. "Todos tenemos que actuar con mucha responsabilidad y con mucha reflexión", expresó Busti durante una conferencia de prensa, en la que además destacó que el presidente Néstor Kirchner "es
optimista" sobre el resultado final del diferendo que se dirime en el tribunal internacional.

 

De hecho, a través de un comunicado emitido por Cancillería, el gobierno expresó su "satisfacción" porque la Corte, pese a haber rechazado la medida cautelar, garantizó "disponer el desmantelamiento de las plantas si, durante la sustanciación del caso, se demostrara que causan daño ambiental irreparable".

La Corte de La Haya consideró que "no hay fundamentos que indiquen" que esta medida es necesaria en esta etapa de construcción de las plantas, aunque dejó abierta la posibilidad de analizar nuevas medidas si surgieran nuevos antecedentes en esta controversia. Es decir que, para el tribunal internacional, Argentina no pudo demostrar que las pasteras generen contaminación.

 

" La Corte no considera que haya fundamentos para indicar la concesión de la medida cautelar requerida por Argentina en esta etapa de construcción" de las pasteras de Fray Bentos, dijo la presidenta de la Corte , la jueza británica Rosalyn Higgins, respecto de la resolución que contó con 14 votos en contra y uno a favor del reclamo argentino.

 

La jueza dejó en claro que esta resolución es "para esta etapa de construcción de las plantas" y agregó que esta decisión no afecta los derechos argentinos de "presentar otras solicitudes de medidas cautelares a futuro, en el caso de que hubieran nuevos hechos de controversia entre ambos países".

 

El gobierno uruguayo, en tanto, reaccionó con mesura y dijo que es momento de reabrir los canales de diálogo con la Argentina.