José Corral exigió al gobierno provincial que de pruebas sobre la supuesta intencionalidad política que consideran que existe detrás de la sucesión de delitos cometidos en las últimas horas. Incluso, aseguró que se contactó con Nación para esclarecer estos hechos. Estas declaraciones fueron publicadas en su cuenta de Twitter.

El gobernador Miguel Lifschitz consideró ayer que hay una “intencionalidad política” detrás de los múltiples casos de inseguridad y violencia cometidos en Rosario. Incluso, en su cuenta de Twitter se refirió a una “organización atrás de los mismos y la intencionalidad de perjudicar electoralmente al gobierno”.

A modo de respuesta, el intendente José Corral advirtió, también de modo virtual: “Esto no puede quedar en un simple comentario al pasar“. El precandidato a gobernador de Santa Fe por Cambiemos sugirió en ese sentido: “Esperemos que el gobernador, Antonio Bonfatti y los demás candidatos del Frente Progresista pongan a disposición las pruebas y los nombres de los involucrados en semejante acusación”.

El dirigente de la Unión Cívica Radical (UCR), quien estuvo ayer al lado de Elisa Carrió en Rosario y en Armstrong –realizó ruidosas y polémicas declaraciones contra el Frente Progresista–, aseguró que se contactó con la ministra de Seguridad de la Nación, Patricia Bullrich, para pedir que esclarezca los hechos a los que aludió el ex intendente rosarino. “Ella pone a disposición el mejor equipo de Gendarmería para que se investigue a la organización que busca perjudicar electoralmente a su partido”, escribió.

Más información

Lifschitz y Bonfatti contraatacaron duro contra Carrió

“Si quieren votar por Los Monos, voten a Bonfatti”, dijo Carrió