Otra metalúrgica en crisis y desde Rosario piden la emergencia nacional

Este martes la UOM encabezó una protesta en Electromecánica Vic, de zona noroeste, por sueldos atrasados. Una diputada nacional por Santa Fe presentó un proyecto para salvaguardar la actividad del rubro

     Comentarios
     Comentarios

Que el sector metalúrgico es uno de los más afectados por la crisis no es novedad. Y este martes lo volvió a poner de manifiesto la situación de otra fábrica de Rosario, con retrasos en salarios e indemnizaciones, y desde la ciudad reclamaron declarar el rubro en emergencia nacional.

Por la mañana, la Unión Obrera Metalúrgica (UOM) acompañó la protesta de trabajadores y ex trabajadores de Electromecánica Vic (Ecuador al 400 bis, en la zona noroeste de la ciudad), donde se producen faros y ópticas para automotores.

La fábrica de Ecuador al 400 bis no cumplió el convenio firmado. (Google Street View)

“Queremos que cumplan el acuerdo firmado en el Ministerio de Trabajo pero están pagando a cuentagotas. Así no llegamos a pagar nada y se nos acumulan las deudas”, advirtió desde el móvil de El Tres Sebastián, uno de los 50 empleados que se adecuaron al régimen de retiros voluntarios.

Consideró que en torno a la empresa se da “una lucha de pobres contra pobres, los que quedaron adentro y los que estamos afuera”, ya que a los actuales trabajadores de la planta –unos 150– también se les adeuda dinero correspondiente a los salarios de enero y febrero.

 

“Un año mucho más crítico”

El abogado de la UOM Rosario, Pablo Cerra, advirtió desde el lugar que la situación “es más complicada con patronales como ésta, que no están a la altura de la circunstancias, cuando los trabajadores sostuvieron la empresa todo este tiempo”.

Por su parte, Antonio Donello, secretario general del gremio, también se presentó en la manifestación frente a Electromecánica Vic y lamentó: “No vemos un cambio, vemos un año mucho más crítico al año pasado. Vemos un gobierno más preocupado por cumplir la meta del Fondo Monetario Internacional que por revertir estas situaciones que nos están dejando a los argentinos sin trabajo”.

Por la emergencia nacional

Por su parte, la diputada nacional rosarina Lucila De Ponti impulsó un proyecto de ley para declarar la emergencia de la actividad metalúrgica a nivel nacional. La iniciativa se presentó en la sede local de la UOM y plantea la suspensión de los despidos sin causa por 180 días.

También el proyecto contempla un freno a los aumentos de las tarifas de energía eléctrica, agua y gas durante el mismo plazo para todas las empresas de esa rama que estén incluidas en la categoría pyme. Y la prohibición de cortes de servicio por falta de pago.

“Hay que tomar iniciativas urgentes para defender cada puesto de trabajo que genera la actividad industrial y proteger a esos trabajadores. El sector metalúrgico es uno de los más golpeados por las políticas económicas de este gobierno nacional y necesitamos sumar esfuerzos para conservar esas fuentes de empleo”, explicó la legisladora del Movimiento Evita.

Comentarios