Dirigentes del Frente contra la pobreza se reunieron este martes con funcionarios del Ministerio de Desarrollo Social de la Nación para solicitar ayuda alimentaria, frente a la crítica situación que atraviesan numerosas familias.

La organización ya había realizado un acampe frente a la sede del Ministerio y el viernes 20 de julio, tras el fracaso de la negociación, sus integrantes se presentaron en la puerta del supermercado Libertad, en la zona sur de Rosario, junto a numerosas familias, para reclamar bolsones de comida.

“Hoy tuvimos un nuevo encuentro con Raúl Olivetto, responsable local del Ministerio de Desarrollo Social de la Nación, y recibimos una nueva negativa a brindarnos ayuda. La respuesta fue para nada alentadora. Fue un «no» rotundo a nuestro pedido de obtener un salario social complementario, como el que reciben otras organizaciones, a cambio de una contraprestación”, dijo en diálogo con el periodista Gustavo Poles (Radio 2), referente del Frente contra la Pobreza, Aldo Villalba.

“Existe una ley de emergencia alimentaria y pedimos que se cumpla –señaló el dirigente– pero aseguró que el gobierno nacional “no tiene idea de cómo va a implementarla”.

“La situación está cada vez más difícil. Nosotros estamos garantizando 15 copas de leche y 7 comedores a los que asisten infinidad de familias que están pasando una situación muy crítica”, afirmó Villalba.

Más información

Cerca de 200 personas pidieron bolsones de comida en un súper