Luego de la muerte en Rosario de un bebé que estaba a cargo la Subsecretaría de los Derechos de la Niñez, Adolescencia y Familia de la provincia, autoridades de esa dependencia y del Ministerio Público de la Acusación (MPA) dieron detalles este martes sobre las causas del deceso y el contexto en que se dio.

El niño, de dos meses y medio, estaba bajo custodia y separado de su familia, al igual que sus cuatro hermanos, y falleció en el Hospital Víctor J. Vilela, como consecuencia de un “shock séptico”, producto de una “sífilis congénita, y problemas respiratorios”, según precisó la directora de Promoción de los Derechos de la Niñez, Adolescencia y Familia - Rosario, Claudia Aguilera.

“El bebé nació con sífilis congénita, y problemas respiratorios, estuvo mucho tiempo en neonatología por no tener los chequeos pre natales. Cuando fue dado de alta, fue ingresado a una institución de la Dirección, y el domingo, por una complicación respiratoria, falleció tras un shock séptico”, aunó Aguilera.

La directora explicó que “todos los niños de esa familia están institucionalizados, ninguno quiere ver a su madre; ellos manifiestan haber sido reiteradamente abusados dentro de su grupo familiar”.

En tanto, el fiscal de Flagrancia, Matías Edery, recordó que el bebé fallecido pertenecía a un grupo de “cinco hermanos”, y que existe “una investigación en la que interviene el MPA por una denuncia por la fuga de dos menores, que estaban en un hogar de tránsito por una denuncia de abuso sexual”.

El fiscal destacó, además, que los chicos “se escaparon por medios propios y estuvieron gran parte del tiempo con la familia que lo ocultaban”.

Las dudas de la mamá y de referentes barriales

A esa situación se sumó ahora el fallecimiento el pequeño y por eso tanto la madre, que integra la comunidad Qom de Juan José Paso y Travesía (zona norte), como referentes barriales salieron a reclamar explicaciones al Estado sobre las causas de la muerte y el estado de los otros menores.

Según detalló la delegada de Amsafé Rosario y referente barrial en la zona norte de Rosario, Laura Castro, el bebé, llamado Fantino, nació hace aproximadamente dos meses y medio con un problema de salud, motivo por el cual fue alojado en neonatología. Gisela, la madre, pudo amamantarlo hasta que le dieron el alta. “Ahí le dictaron una orden de restricción de acercamiento a su hijo, que seguía internado”, contó la trabajadora barrial más temprano a Rosario3.com.

Cuando obtuvo el alta médica, el niño fue llevado a un centro asistencial de la Dirección de Niñez de la provincia. Allí el bebito presentó un problema grave de salud y fue llevado al Vilela, donde finalmente falleció este lunes. De acuerdo a lo informado por Laura Castro, a la mamá le indicaron que la causa de la muerte fue una “neumonía”, pero la familia tenía “otra versión”.

Hace un tiempo, la dirección de los Derechos de la Niñez, Adolescencia y Familia de la provincia tomó la custodia de los cinco hermanitos, cuando Gisela estaba embarazada de Fantino. Andrea Travaini, titular de esa repartición estatal, aclaró en su momento que habían sido “alejados de su familia" a raíz de “situaciones de abuso y malos tratos por parte de convivientes, como medida de protección excepcional”.

Más información

Falleció un bebé que estaba a cargo de la Dirección de Niñez provincial