Taxistas ven “una mano negra” detrás de las denuncias y los “autobaleados”

Vidal, el ex tesorero del Sindicato de Peones que presentó una lista interna, dijo que tiene el “apoyo psicológico” de los choferes de la terminal de colectivos. Boix, actual titular de gremio, lo acusó de inventar el atentado en su casa y otras acusaciones. Para Iantosca, de los titulares de licencias, “es raro que pase todo junto”

     Comentarios
     Comentarios

Las denuncias cruzadas de taxistas agredidos, baleados o amenazados que apuntan contra la “mafia de la terminal de colectivos” o hacia la interna del Sindicato de Peones de Taxis aumentaron su caudal de forma llamativa en los últimos días. Al punto que José Iantosca, de la Cámara de Titulares de Licencias de Taxis de Rosario, dijo este miércoles que “es raro que pase todo esto junto” y habló de la existencia de “una mano negra”.

La sucesión de hechos públicos desatada es tal que amerita un repaso. Un taxista filmó a otro que lo agredió por querer levantar un viaje en la zona de la terminal de colectivos. La víctima lo acusó de integrar una “mafia”. Ese mismo chofer después aseguró que fue baleado como represalia pero no presentó la denuncia formal ni se constató la herida oficialmente. Otro tachero contó que le rompieron la luneta trasera del auto por haber levantado un viaje en la estación Mariano Moreno. Concejalas denunciaron esos hechos y recibieron una carta documento intimidatoria de la “cooperativa”.

Además, al ex tesorero del Sindicato de los Peones que presentó una lista interna le balearon la casa. Su rival y actual titular del gremio respondió que fue un autoatentado para ensuciarlo a él. Otro taxista mostró una nota con una supuesta amenaza. Y ahora, el ex tesorero con la casa baleada admitió que tiene el “apoyo psicológico” de los “compañeros de la terminal”.

En el programa La primera de la tarde (Radio 2) que conduce el periodista Sergio Roulier, se expresaron diversas fuentes del sector sobre este tema.

Un “apoyo psicológico” particular

Ricardo Vidal, el ex tesorero del Sindicato Peones de Taxis y líder de una lista opositora en el gremio, aseguró que tiene los avales para presentarse a elecciones y sobre las denuncias dijo que “nunca hubo problemas de esta índole” porque no existieron internas.

Vidal señaló que el grupo de taxistas de la terminal avalan su candidatura aunque aclaró: “Me apoyan psicológicamente porque no están registrados, ellos no aportan”. Contó que él para con su vehículo por calle Cafferata. “No formo parte de la cooperativa, que está formada por titulares y choferes”, señaló.

Sobre los motivos de ese apoyo, respondió: “Están de acuerdo con algunas cosas que tengo pensado yo para el futuro del gremio”.

Por otro lado, Vidal señaló que el problema con la denominada “mafia” es que “no hay trabajo en la ciuad y entonces todos van a la terminal”.

“En todas partes del mundo donde hay un aeropuerto o una terminal hay una gente equis, y no es que sea de ellos pero son los están siempre, en las buenas y en las malas”, defendió y aseguró que es un problema “de organización entre compañeros”.

“El ataque fue generado por ellos mismos”

El actual titular de los peones, Horacio Boix, reiteró este miércoles que no tiene “absolutamente nada que ver” ni con la balacera a la casa de Vidal ni con la supuesta amenaza con una carta a Gustavo, otro chofer.

“Hice mi descargo. Repudio estos hechos vandálicos. Pero me parece que fue generado por ellos mismos para achacarme a mi la responsabilidad”, dijo.

Boix aseguró que “esta gente es capaz de cualquier cosa” y cuando Roulier le recordó que Vidal fue su tesorero en el sindicato hasta hace poco, respondió: “Debió quedarse y se fue, renunció, se fue por la ventana y ahora quiere entrar por la puerta grande. Se portó mal con el dinero de los afiliados”.

Sobre el segundo denunciante, que mostró una carta con el mensaje “Dejá de joder con el sindicato o vas a morir”, dijo: “Él es titular. No está bien de la cabeza. Tiene una denuncia por mi porque yo fui agradedo con un arma blanca frente a Tribunales. No debiera estar arriba de un taxi porque es un peligro para la sociedad”.

Por otro lado, Boix propuso “copiar lo que pasa en Buenos Aires” para evitar a los “inadaptados”. Señaló que en “Retiro, Aeroparque, Ezeiza y en todas las grandes paradas, hay delegados de los sindicatos de taxis que ordenan la parada, quién para y quién no, es un tema de organización”.

“Es raro que pase todo junto”

Como responsable de la Cámara de Titulares de Taxis de Licencias Rosario, José Iantosca no participa de la interna gremial pero participó del debate porque le parece “raro que pase todo junto” y considera probable “una mano negra que hay detrás”.

Iantosca no precisó cómo o por dónde estarían vinculados los distintos hechos conocidos en los últimos días pero afirmó: “Este muchacho que dijo que le pegaron un tiro, fue claro que fue mentira, y el del hombre que le rompieron el luneta trasera, también fue mentira”.

Comentarios