Frenazo en el Concejo Municipal al proyecto del hotel Hilton

Estaba todo dado para que Planeamiento lo aprobara y girara a Ecología y Gobierno, pero un pedido de información paralizó todo

     Comentarios
     Comentarios

Cuando parecía estar todo listo para ser despachado, el proyecto del complejo céntrico de usos múltiples, que contará con hotel de la cadena Hilton, tuvo un frenazo en la comisión de Planeamiento del Concejo Municipal. Allí se decidió esperar al menos una semana más antes de darle despacho, y teniendo en cuenta la cercanía electoral, todo hace pensar que su tratamiento en el resto de las comisiones se retomará después de los comicios.

La semana pasada, y luego de un extenso debate, había acuerdo para darle el ok en Planeamiento al Inconcenter, el complejo de usos mixtos que se emplazará en San Lorenzo, Presidente Roca, Santa Fe y España. Allí funcionará el hotel Hampton by Hilton, el cual contará con 103 habitaciones, residencias, centro de negocios, tres niveles de parking subterráneo y un paseo peatonal a cielo abierto con espacios comerciales y gastronómicos.

La iniciativa para por el cuerpo legislativo porque además de ser un considerado un “proyecto especial”, plantea tres excepciones a las normativas de edificación de la zona. Por un lado, en la fachada que da a San Lorenzo (y que contendrá una torre elíptica) se solicitó una altura de 61,50 metros, cuando el máximo permitido es de 54. En segundo término, respecto a las medianeras, debe haber seis metros de cada lado, pero para lograr la tipología edilicia buscada, se planteó que se avale deja sólo cuatro metros de uno de los lados.

Tercero: del lado de Presidente Roca se ubicará el edificio del hotel, el cual contará con 10 pisos, 103 habitaciones, áreas comunes y lobby. Allí no hay problemas de altura, porque es la misma que la de inmuebles linderos, pero sí en el bloque interno. Es que la normativa municipal sancionada el año pasado fija un máximo de 25 metros, pero el desarrollador pide 29. Salvo algunos cuestionamientos, sobre todo de Ciudad Futura, la mayoría de los ediles estaba de acuerdo en aceptar esas excepciones, e incluso también en que las compensaciones sean torno al 10% del total de la inversión, cuando en alguno casos se estila el 15%. Ocurre que el desembolso es tan grande (unos u$s9 mil millones iniciales y u$s25 mil en total), que de cualquier modo sería un aporte sustancial para la ciudad.

Sin embargo este lunes, cuando la concejala socialista Verónica Irizar solicitó que se otorgara el proveído favorable para que el proyecto pasara a Ecología y a Gobierno, y el oficialista Fabrizio Fiatti avaló el pedido, todo se frenó. La presidenta de la comisión, Fernanda Gigliani, pidió que la iniciativa siguiera en estudio y el edil macrista Alejandro Rosselló recordó que todavía no había llegado la información que había solicitado tiempo atrás.

Cabe recodar que en abril pasado, al momento de ser presentado en el proyecto por sus impulsores, Lisandro Cristiá y Florencia Caballero de Argenway, y Gabriel Redolfi, de MSR Constructora, Rosselló había consultado respecto a la “exigencia del estudio de impacto ambiental”, dado que el expediente “está caratulado también en Ecología”. Al respecto Cristiá consignó que trabajaron con la consultora de Matías Galíndez en el plan de sustentabilidad respecto a la obra, y enumeró diversos aspectos como la utilización de paneles solares o utilización de aguas pluviales, los cuales se incorporarían al expediente.

Pero hasta el momento, lo único que llegó fue un informe de los particulares y otro de la Secretaría de Planeamiento y la Comisión de Evaluación de Proyectos Urbanos (Cepu). Se trata de trabajos técnicos en los que se brindaban precisiones de las dimensiones de la obra y de las compensaciones, pero no mucho más. Ante este faltante de información, Agapito Blanco pidió que una semana más de tiempo, y de esta manera el proyecto entró en stand by. En principio, de llegar estos datos y de no mediar imprevistos, los números dan para que tanto en esta como en las otras dos comisiones el proyecto sea aprobado, el tema principal es el de los plazos, y los usos que puedan llegar a hacer algunos sectores políticos en un año electoral.

Comentarios